ActualidadHidrocarburos

Exploración de hidrocarburos en el mar de Tumbes: Pescadores vs Empresas petroleras

Tras la firma del contrato de exploración de hidrocarburos en el zócalo continental con la empresa Tullow, se ha generado un conflicto entre varias asociaciones pesqueras de la región Tumbes y el Gobierno Central.

Eduardo Guevara, viceministro de Hidrocarburos explicó que el trabajo exploratorio ocurrirá después de las cinco millas permitidas; sin embargo, los hombres de mar de las embarcaciones de boliche manifestaron que desconocen las áreas exactas de instalación de plataformas de exploración generando que disminuyan las zonas productivas de pescado.

El dirigente pesquero de boliche de Consumo Humano Directo de Zorritos, Guillermo Panta, rechazó que se efectúen los trabajos exploratorios debido a que compiten con las embarcaciones de pesca de arrastre que están después de las cinco millas.

“Pese a que estamos en diálogo con el ministerio, no estamos de acuerdo con la exploración del petróleo porque la pesca de arrastre depreda las especies marinas y, muchas veces, contaminan el mar con el arrojo de residuos impidiendo que los peces se reproduzcan”, añadió Panta.

Guevara, no ha especificado las áreas de exploración, provocando que los pescadores de embarcaciones de boliche se enfrenten con el Gobierno Central por los proyectos de inversión de hidrocarburos.

“Le hemos pedido al presidente del Consejo de Ministros que nos digan las áreas de exploración porque nosotros no competimos con las embarcaciones de arrastre porque nosotros cercamos y levantamos el cardumen, ellos recogen todo lo que encuentran en su camino”, contestó Panta.

Por otro lado Santos Zapata, presidente de la asociación sindical de Pescadores de Consumo Humano Directo Artesanal de Puerto Pizarro afirmó “Es mentira que ellos pesquen fuera de las 5 millas permitidas porque ingresan desde la milla y media ocasionando la muerte de las especies marinas”

De manera que, los pescadores artesanales reclamaron que las empresas petroleras no ingresen a operar en la zona de protección de la flora y fauna existente en ella por ser un área protegida por el Estado y solo corresponde al uso exclusivo de la pesca artesanal.