MineríaNotas de Prensa

Cómo optimizar y hacer mucho más rentable la extracción y el procesamiento de minerales

En la actualidad, los nuevos yacimientos de minerales se están volviendo más difíciles de explotar de forma rentable. Las ubicaciones donde se pueden encontrar minerales son remotas. Las calidades están disminuyendo, y las técnicas de extracción requerida son cada vez más complejas.

En respuesta, las empresas mineras más grandes del mundo optan por aplicar la Geometalurgia, una metodología que integra la Geología, la Minería, y la Metalurgia y que, gracias a sus innumerables aportes a nivel económico, ambiental y social, está siendo aplicada cada vez más por empresas que operan en el país. “Esta nueva metodología permite conocer todas las condiciones con las que ingresará un mineral a la planta, incrementando el valor actual neto del yacimiento, disminuyendo los riesgos operativos, técnicos y brindando enormes ventajas, que contribuye no solo a evitar pérdidas, sino que también permite diseñar, con suficiente anticipación, condiciones para optimizar los procesos”, destacó Edmundo Alfaro Delgado, Gerente Técnico de Metalurgia de SGS Perú.

En términos económicos, y analizando la casuística mundial, las plantas mineras que aplican la Geometalurgia con las últimas innovaciones tecnológicas, han incrementado significativamente su rentabilidad económica. La inversión puede ser de miles de dólares, pero el retorno obtenido por la empresa puede llegar a ser de varios millones.

La Geometalurgia permite identificar integralmente los minerales con los que se cuenta en el yacimiento, para que se lleve a cabo un tratamiento optimizado y comercialización más ventajosa. “Si no se tiene una radiografía de lo que se procesará y que luego se pondrá en el mercado se puede perder mucho dinero, ya sea por una penalización excesiva no prevista o por no alcanzar los niveles productivos esperados”, menciona el experto de SGS Perú.

En ese sentido, el experto de SGS, recomienda una serie de procedimientos que se deben aplicar para que esta técnica sea realizada de forma efectiva en los yacimientos del país y se logre optimizar la extracción y el procesamiento de minerales de manera económica, ambiental y socialmente

1. Desarrollo de un planeamiento Geometalúrgico: El cual considera la evaluación de la geología del yacimiento y procesamiento estadístico bastante exhaustivo de la información, lo cual permite definir la cantidad de muestras minerales a procesar.

2. Ejecución de pruebas metalúrgicas: Todas las que resulten necesarias para el procesamiento del mineral y que incluyan de forma muy detallada caracterizaciones mineralógicas, pruebas de conminución, de flotación, de lixiviación, ambientales, entre otros.

3. Procesamiento de información: Con la finalidad de generar bloques geo metalúrgicos que incluyan data y las condiciones geológicas, minera, metalúrgica, medioambiental y económica.

4. Desarrollo de modelos predictivos de procesamiento de minerales: Para lo cual es de enorme utilidad el uso de sistemas informáticos muy sofisticados como el IGS (Integrated Geometallurgical Simulation) desarrollado por SGS, que entrega predicciones de toneladas de mineral a procesar en desde los diversos bloques Geo Metalúrgicos y sus recuperaciones metálicas a obtener. Esto corresponderá a las diversas zonas espaciales mineralizadas del yacimiento, que en algún momento futuro ingresarán a planta de proceso.

“Hasta hace poco en nuestro país, la Geometalurgia era utilizada sólo por las grandes empresas mineras. Sin embargo, gracias a la rentabilidad obtenida, ha servido de ejemplo para que cada vez más mineras alrededor de la localidad empiecen a aplicarla”, puntualizó el especialista.