GNV

Mitos y verdades sobre la conversión de tu vehículo de gasolina a gas

GNV
César Napán Paca, instructor de la carrera de Mecatrónica Automotriz de Senati, asegura que hoy en día las conversiones de gasolina a Gas Natural Vehicular (GNV) o a Gas Licuado de Petróleo (GLP) son totalmente seguras y no dañan el motor de tu vehículo, siempre y cuando este procedimiento sea realizado en un taller autorizado y que cumpla con todas las garantías técnicas.
GNV
Napán dijo que el ahorro con GNV o GLP es indiscutiblemente mayor, y que este tipo de combustibles se ha convertido en la más atractiva alternativa para los taxistas que recorren un promedio de 250 kilómetros al día.
Costo
En tal sentido, sostuvo que el conductor de un taxi gasolinero puede invertir al día más de 60 soles, mientras que con un vehículo convertido a GNV o GLP este costo baja a menos de 25 soles (entre 50% y 60%). 
“Eso va a depender de muchos factores como, por ejemplo, el tamaño del motor, el tipo de manejo. Hay muchas variables”, anotó.
Malas experiencias
Dijo que la resistencia que aún existe en el Perú hacia la reconversión a gas responde a las malas experiencias que mucha gente ha tenido al realizar este procedimiento en lugares que no ofrecen garantías ni profesionales calificados en este campo.
“Esas malas experiencias se refieren a baja potencia, mayor consumo que el deseado, que se apaga el motor en el semáforo, ode repente tiembla demasiado el timón cuando pongo en neutro”, manifestó Napán.
Puntos de abastecimiento
Señaló como otro factor de resistencia a esta alternativa los pocos puntos de abastecimiento que existen en el Perú tanto de GLP como de GLP, a diferencia de la gasolina que está presente en cada esquina.
Frente a esta realidad, el experto comentó que, día a día, se están incrementando los puntos de abastecimiento de GLP y GNV, así como el número de talleres que ofrecen garantía y de técnicos altamente calificados como los que egresan de Senati.

Reconversión del vehículo

A modo de ejemplo, Napán calculó que el costo por la reconversión de un vehículo menor gasolinero a GLP está un promedio de 1,200 dólares, siempre y cuando se instale todo el set de componentes que tengan garantía de fábrica.

Explicó que el montaje para la reconversión de combustible de un vehículo menor incluye la instalación de un tanque de gas, las cañerías, la toma de carga, las multiválvulas, una cámara hermética para evitar fugas, un ducto de venteo hacia el exterior en caso de fugas.
Asimismo, se debe instalar unas cañerías de cobre revestidas con PVC negro, un reductor de presión y unos filtros que evitarán que las impurezas del propio combustible pasen y contaminen el sistema de control.
“El gas ingresa por una válvula de seguridad, pasa por una cañería, ingresa al tanque y del tanque es gestionada por una válvula eléctrica, para luego salir por medio de una cañería que viaja por la parte de abajo del vehículo, paralelamente a las líneas de freno y de gasolina”, detalló.
Recomendación
Napán sostuvo que en todo este procedimiento es importante y elemental instalar un variador de avance, que es un aparato que se encargará de optimizar el salto de la chispa por el propio combustible, haciendo que la potencia del motor sea muy similar a la de un vehículo gasolinero.
Aclaró que todo este equipo de conversión cuenta con un control electrónico y un ramal eléctrico para gobernar y conectarse por medio de un software.
“Aquí se deben olvidar el mito de que hay un técnico que agarra su desarmador y arregla. Acá eso se acabó. Este sistema se controla por medio de una computadora”, subrayó.
Al respecto, sostuvo que en Senati se enseña a los alumnos a hacer esa programación para que cuando salgan al mercado laboral estén en las condiciones de poder hacer estas programaciones.
Fuente: Andina