Hidrocarburos

El gobierno debe apostar por la industria nacional de hidrocarburos para garantizar la seguridad energética del Perú

Hidrocarburos en Perú

Los recientes anuncios del gobierno de importar petróleo y gas de otros países para atender la demanda interna futura, en lugar de apostar por la industria nacional de hidrocarburos y poner en valor su enorme potencial de recursos, es una política equivocada que convertirá a nuestro país en un importador neto y pondrá en riesgo su seguridad energética.

Felipe Cantuarias, presidente de la Sociedad Peruana de Hidrocarburos, comentó que de las 18 cuencas con potencial de hidrocarburos solo se explotan cuatro y que incluso hay hallazgos importantes en regiones como Puno a la cual quieren hacer dependiente del gas boliviano. Recordó que solo la producción de hidrocarburos genera canon, mientras que la importación no genera ningún beneficio para las regiones y no genera valor ni puestos de trabajo.

Nuestro país consume aproximadamente 250 mil barriles de petróleo diarios, pero la producción interna solo cubre la cuarta parte de esa demanda, esto no se debe a la falta de recursos, sino porque se han dejado de lado las medidas necesarias para el desarrollo de los proyectos de exploración y explotación y la atracción de nuevas inversiones.

De enero a setiembre de 2018, la importación de hidrocarburos sumó más de US$ 5 mil millones dólares, es decir hemos enviado al exterior divisas que pudieron quedarse en el Perú si se hubiera incentivado la producción nacional. 

Adicionalmente cabe destacar que la cifra acumulada del 2018 es superior en 25% a lo importado en el mismo periodo (enero – setiembre) del año 2017 (US$ 3 mil millones 812 mil 392). 

Una herramienta importante para promover las inversiones y beneficiarnos con el potencial de los hidrocarburos que tenemos, es la aprobación de la Ley Orgánica de Hidrocarburos (LOH), una norma que el sector necesita para destrabar inversiones y que permitirá a las regiones beneficiarse con el canon y regalías que se derivan de las actividades de exploración y explotación. 

Según Perupetro con la aplicación de esta norma, se busca mejorar la competitividad de la industria y destrabar más de US$ 5,000 millones de dólares de inversión de manera inmediata. 

“Es importante que el gobierno tome consciencia de que la producción de hidrocarburos contribuye directamente a mejorar la economía de las regiones y que al incentivar el desarrollo del sector también se favorece al crecimiento de las comunidades  donde se encuentran los lotes”, señaló Felipe Cantuarias.

La puesta en marcha de la LOH aumentará nuestro nivel de competitividad frente a otros países de la región y permitirán incrementar las reservas probadas, disminuir la importación de crudo, generar empleo directo e indirecto, mayor canon para las regiones y más impuesto a la renta.

De acuerdo a Perupetro con la LOH al 2023 podremos llegar a producir 100 mil barriles diarios de petróleo además se impulsará la generación de miles de puestos de empleo directo (sólo en actividades de perforación y campamentos).

En los últimos cinco años, el sector hidrocarburos ha pagado a las regiones productoras por concepto de canon, más de cinco mil millones de dólares, cifra que puede aumentar en la medida que se incentive la exploración de nuevos recursos y se incremente la producción.